MAR DE VIDA, MAR DE MUERTE.

CONSUMO DE PESCADO, SEGURIDAD ALIMENTARIA

CONSUMO DE PESCADO SEGURIDAD ALIMENTARIA.

 EL HAMBRE  ES  UNA  PLAGA  FABRICADA  POR  EL HOMBRE,

 NO ES UNA TORMENTA QUE NOS BAÑA IRREMEDIABLEMENTE,

 ES  UN  DEFECTO  SOCIAL QUE  COMO  LA   ESCLAVITUD,  ES

 POSIBLE  ENMENDAR  Y  ABOLIR SI LA GENTE RESPONSABLE

 PONE DECISIÓN EN LA TAREA.

                                                                           Josué De Castro                

    La influencia de la corriente peruana en nuestro mar, nos  permite disponer de una flora y fauna abundante y variada, característica que  la califica como uno de los  mares  más ricos  del planeta, despensa   alimenticia y nutricional que debe  de  garantizar nuestra Seguridad Alimentaria. Sin embargo a pesar  de  ello,  la  información  proporcionada por el  Comité  de Seguridad Alimentaria  Mundial  de  la  Organización  de  las  Naciones Unidas   para la Agricultura y la Alimentación (FAO), propalado en el mes de Marzo de 2004, ubica al Perú entre  los 10 países del  planeta  con   un  Nivel Crítico  de Seguridad Alimentaria.

Durante los últimos años nuestros indicadores de la salud señalan que estos no han disminuido significativamente.  Los resultados  de  la Encuesta Demográfica y de Salud Familiar  (ENDES - INEI),  estima que en el periodo 2004-2005, la tasa de Mortalidad Infantil en  niños menores de 5 años de edad fue de 32/1000, es decir, 32 niños fallecidos por cada 1000 niños nacidos vivos durante el primer año de vida; la Desnutrición Crónica en niños menores de 5 años fue de 24.1% a nivel nacional, se  incrementa a 39% en la zona rural y en el Departamento de Huancavelica alcanza una tasa de 53%; La Anemia es  otro  indicador  de deficiencia alimentaria, según  la misma fuente y en el periodo 2004 - 2005, el 46% de los niños  menores  de  5 años son  afectados  a nivel nacional, el 53% en las  zonas rurales y en  la sierra alcanza el 61%; Así  mismo, los especialistas en salud sostienen que casi  todos los fallecimientos ocasionados por enfermedades diarreicas, del aparato respiratorio y enfermedades  inmunoprevenibles  que  se presentan en niños menores  de 5 años de  edad  están condicionados a un estado de debilidad, llamado técnicamente  hambre y  desnutrición;  Ante  estos  indicadores es posible el incremento de la Tuberculosis, la enfermedad social más representativa  de la  pobreza,  enfermedad  portadora de un estigma social, que lleva a ocultar o retrasar la búsqueda de su tratamiento. En el año 2005, el Ministerio de Salud  (MINSA),  atendió  a nivel nacional, a través de todos sus  centros de salud a un total de 30,226  casos, de los cuales 24, 891  correspondieron  a  tuberculosis  pulmonar  y  5,335  a  extra  pulmonar. En  opinión  de reconocidos  especialistas  en  salud  pública, sostienen que la cifra es difícil de calcular, sin embargo, estiman que esta podría ser el doble.

    Verdad ciertamente cruel, que  debe de  motivarnos  indignación que  esto suceda  en  nuestro  país, en  donde desde la década de los años cincuenta (50) se  viene  extrayendo de nuestro mar millones de toneladas de pescado constituido  de: anchoveta, sardina, caballa,  jurel, machete, lorna, lisa, merluza, pejerrey, pez volador, samasa(anchoveta blanca),camotillo, entre otros, para procesar harina de pescado. Desde  la  década  del  noventa (90)  hasta  el año 2005, se  han  extraído  de  nuestro  mar  un  promedio  de  8´ 400,000  toneladas anuales de pescado de los cuales, aproximadamente el  92 %,   7´ 700,000 toneladas   fueron  destinados   para   producir aproximadamente 1´ 600,000 toneladas  anuales  de  harina de  pescado, con un contenido aproximado de 1' 040,000  toneladas  de  proteínas que fueron utilizados como insumo para  procesar  alimentos  para animales: crustáceos, peces, aves y ganado.  Si  solo  orientáramos  en forma progresiva del  1%  al 5 % de esta pesca  industrial para el consumo humano directo, en el corto plazo estaríamos cubriendo plenamente nuestra Seguridad Alimentaria.

    El pescado  es uno de  los alimentos  más  completos  que  le  brinda  la naturaleza a la humanidad, es rico en proteínas de alto valor biológico debido que  contiene  todos  los aminoácidos esenciales, entre ellos la Lisina, muy importante  para  el  desarrollo  y  crecimiento  de  los  niños  y el Triptófano imprescindible  para   la   formación  de  la  sangre,  aporta  ácidos   grasos esenciales que nuestro organismo no puede fabricar, su aporte en vitaminas, sales min erales y calorías lo constituye en un alimento de alto valor nutritivo indispensables para desarrollar una vida física y mental sana y saludable.

   La investigación mas reciente realizada en la Universidad de Tokio, Centro Aichi  de  Nagoya, Universidad  de Oxford, la facultad de Salud Pública de la Universidad  de  Harvard,  el  Instituto Karolinska de  Estocolmo,  el  Instituto Omega  3 de  la  Fundación   Puleva de  España, el   Centro de  Salud  de la Universidad de Colorado, el Centro Medico Presbiteriano San Lucas Chicago, entre otros,  revelan  que  el  pescado  es  más  que  una  simple  opción  de consumo de proteínas, sus grasas  ricos en ácidos grasos poliinsaturados de  cadena  larga  Omega 3  ( C 20:5  Eicosapentaenoico  EPA.; C 22:6  Docosahexaenoico DHA), proporcionan  mejor  que ningún otro alimento el tipo de grasa vital para el desarrollo del  cerebro y  la visión  de los niños por nacer y en niños lactantes debido que predominan en la estructura cerebral y de la retina. En consecuencia, las necesidades de ácidos  grasos esenciales Omega 3, de  la  mujer embarazada son elevadas, especialmente a partir del tercer trimestre de gestación donde los requerimientos fetales son muy altos debido  al  crecimiento  del  tejido nervioso y al desarrollo y diferenciación de las  neuronas.  Durante  este  periodo  las  madres por instinto natural de su organismo asimilas una mayor cantidad de ácidos grasos esenciales Omega 3, de sus alimentos y lo trasmite al feto por intermedio de la placenta-cordón umbilical  y posteriormente al  niño a través de la leche materna.

   Así mismo, la  investigación  nos  revela  que los ácidos grasos esenciales Omega 3, inciden positivamente en todos  los factores de riesgo asociados a la patología cardiovascular, en definitiva  limpia  las  arterias  y  las  mantiene flexibles, previene el infarto y los accidentes cardiovasculares, reduce el riesgo de ataque cardiaco  mejorando la  fluidez de  la sangre protegiéndolas de  los coágulos,  disminuye  el  colesterol  malo LDL y aumenta el colesterol bueno HDL, y  sobretodo, reduce  los  triglicéridos; Tiene  la capacidad de reducir el crecimiento  de  las  células  cancerígenas  y recupera el sistema inmune de las personas afectadas por diversos tipos de  cáncer: próstata, mama, colon, leucemia;  ha mostrado   resultados   alentadores   en  el  tratamiento  de  la esquizofrenia y  la  enfermedad  maniaco  depresiva; Disminuye los rechazos después   de  los  trasplantes  de  órganos: riñones, corazón, hígado;  posee efectos beneficiosos  en personas con enfermedades inflamatorias: intestinal, Crohn, artritis rematoidea; En personas mayores de  65 años de edad reduce la posibilidad de padecer de Alzheimer  y  aun en los pacientes con este mal experimentan una mejora significativa en su calidad de vida.

   Por todos  estos  atributos sustentados  en sólidas bases científicas,  los peces más abundantes y  comunes  en nuestro  mar, como son: anchoveta, sardina, caballa, jurel, machete, lorna, lisa, merluza, pejerrey, bonito etc., no son solo las especies más abundantes, sino son también, los recursos hidrobiológicos de mayor valor nutricional del planeta, que en actitud egoísta  e indolente  son utilizados para el procesamiento de harina y aceite de  pescado, recursos  pesqueros, que  sin lugar a dudas se constituyen en una real  alternativa  para  aportar   y  cubrir   plenamente nuestra  seguridad  alimentaria,  en  beneficio  del  70%  de  peruanos  que  en diferentes grados padecen  de  los efectos del hambre y la desnutrición.

    A mediados de la década de los años 90 aproximadamente, unen esfuerzos las dos Instituciones de Investigación Científica y Tecnológica Pesqueras del Perú de reconocido prestigio Internacional, el Instituto del Mar del Perú - IMARPE y el Instituto Tecnológico Pesquero del Perú - ITP., para en base a sus investigaciones elaborar y publicar conjuntamente en el año 1996 el " COMPENDIO BIOLÓGICO TECNOLÓGICO " de las principales especies hidrobiológicas comerciales del Perú, en donde entre otros, señalan su composición proximal química y nutricional. 

                                        ANÁLISIS PROXIMAL -  PROMEDIO (%)

                                     Proteínas        Grasa       Omega 3    Calorías 

Anchoveta                      19.1               8.2            28.0            185

Sardina                            20.2               6.6            25.0            180

Machete                         20.5               5.4            31.0            167

Caballa                            19.5               4.9            30.0            157

Atún                                 23.3               4.6            36.0            175

Jurel                                 19.7               4.0            28.0            149

Bonito                             23.8               4.3            35.0            143

Perico                              20.5               4.0            41.0            120

Lisa                                   20.8               3.3            25.0            149

Pejerrey                           19.6               2.4            38.0            133

Lorna                                18.5               1.9            32.0            131

Tollo                                 19.5                0.6           39.0            122

Merluza                            15.8               0.5            39.0             94

Cabrilla                             18.6               1.8            29.4            122

Cojinova                           20.7               1.6            11.4            132

* El porcentaje de Omega 3, esta referido al porcentaje de grasa o contenido graso de cada especie señalada.

   La desnutrición infantil, no solo se manifiesta por el  detenimiento o retraso en  la  talla  y  peso  del  niño, sino, fija  de por vida el nivel de su capacidad cerebral. Por   esta   razón, no  alimentar  adecuadamente  a  un  niño  es condenarlo  a  una  deficiencia  o retraso mental que no es posible curarlo ni recuperarlo jamás, es irreversible.

   El futuro de un país depende de la salud de los niños de hoy, porque de lo que  se  alimenta  el niño dependerá su futura capacidad física y mental. En tal  verdad, la  alimentación  del  individuo debe de empezar desde el vientre materno, por lo cual, se debe de proveer de una suplementación alimentaria a las madres gestantes y lactantes.(AGN.07-12-2006)

DEBEMOS  EDUCAR  Y  CREAR  CONCIENCIA EN EL POBLADOR, DE

LA   IMPORTANCIA   DEL  PESCADO  COMO  ALIMENTO  DE  GRAN

VALOR  NUTRITIVO  Y  DESDE  ESTA  CONCEPCIÓN,  PLANTEARLO

COMO UNA REAL ALTERNATIVA PARA APORTAR EN LA SOLUCIÓN

DEL PROBLEMA ALIMENTICIO Y NUTRICIONAL QUE EN DIFERENTES

GRADOS AFECTA A LA GRAN MAYORÍA DE NUESTRA POBLACIÓN.

 

        COMER PESCADO ES COMER SALUD..... EL PERÚ LO TIENE.

Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: